Unión Patriótica (Colombia)

De Uiquipedia
Saltar a: navegación, buscar
Unión Patriótica
Sigles: UP
Fundáu en: 1985
Presidente: Omer Calderón
Ideoloxía: Izquierda
Ámbitu: Colombia

UP.gif

Afiliaos: ---
Estáu: N'activu

La Unión Patriótica (UP) ye un partido político colombianu d'izquierda, fundáu en 1985 como parte d'una propuesta política llegal de varios grupos guerrilleros, ente ellos el Movimiento de Autodefensa Obrera (ADO) y dos frentes desmovilizaos (Simón Bolívar y Antonio Nariño) del Ejército de Liberación Nacional y les Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC). Col tiempu, el partíu UP tomó distancia de los grupos insurxentes y llamó a negociar una paz democrática y duradera. El Partido Comunista Colombiano (PCC) tamién participó na formación y organización de la UP.

Dos candidatos presidenciales, los abogados Jaime Pardo Leal y Bernardo Jaramillo Ossa, 8 congresistes, 13 diputaos, 70 concexales, 11 alcaldes y alrededor de 5.000 de los sos militantes foron sometios a esterminiu físicu y sistemático por grupos paramilitares, miembros de les fuercies de seguridá del estáu (exército, policía secreta, intelixencia y policía regular) y narcotraficantes.[1] Muchos de los sobrevivientes al exterminio abandonaron el país.[2]

En xunetu de 2013 el Conseyu d'Estado devolvió-y la personería xurídica a la Unión Patriótica, la cual había-y sido suprimida debido a que nes elecciones lexislatives de 2002 nun algamó representación nel Congresu; el fallo reconoció que les circunstancies d'esterminiu sistemáticu escontra dirixentes y militantes del partíu foi la causa para que nun se presentaran a les eleiciones y por tanto nun obtuvieran la representación requerida.[3]

Hestoria[editar | editar la fonte]

La UP ñaz nun procesu de paz qu'adelantó la guerrilla de les FARC col presidente Belisario Betancur. Les guerrilles argumentaron, qu'al sofitar la creación d'esti partíu buscaban facer política essin armes y baxo los alcuerdos de cese al fuau firmaos pol comisionáu del gobiernu John Agudelo Ríos. El naciente movimientu creó una plataforma de 20 puntos que revindicaben reformes polítiques democrátiques, sociales y económiques como una reforma agraria, nacionalización de los recursos naturales y un modelu económicu nacional separáu del capitalismu global. En 1986 el so candidatu Jaime Pardo Leal llegó a obtener el 4,6% de la votación, algamando'l tercier llugar nes eleiciones presidenciales.[4]

La UP llogró la so mayor votación ness rexones del nordeste, Baxo Cauca, Magdalena Medio, Urabá, Chocó, Arauca ya Área Metropolitana de Medellín. Durante les eleiciones del 25 de mayu de 1986 la UP obtuvo 5 senadores, 9 representantes, 14 diputados, 351 concexales y 23 alcaldes. El númberu de víctimes de la violencia política pue ser más escalofriante, pues datos independientes estimen qu'ente 1988 a 1991, morrieron unos 14,000 colombianos.[5] Hacia 1994, datos calculaos por organizaciones de drechos humanos sitúan la cantidá de muertes por violencia política en 20,000.[6]

El narcotraficante Gonzalo Rodríguez Gacha anició una guerra particular escontra de la guerrilla de les FARC baxo la bandera de defendese del secuestru y robu de ganáu, con la cual impulsó l'asesinatu sistemáticu de los miembros de la Unión Patriótica, ya que los acusaba de ser el brazu políticu de dicho grupu armáu. Al comienzo utilizó la modalidá de masacres de campesinos o xornaleros que reclamaben ameyoramientos llaborales, para llueu ordenar l'asesinatu selectivu de militantes de la UP en campos y ciudaes.

Nesi esterminiu qu'impulsara Rodríguez Gacha anicialmente, llueu de la so muerte lo escalaron los grupos paramilitares de la estrema drecha - que na prósima década s'aglutinarían nes Autodefensas Unidas de Colombia AUC - baxo'l mandu de Carlos Castaño Gil, en munches ocasiones en coordinación, alianza y colaboración con efectivos militares y de policía.[7] Dalgunes investigaciones señalen qu'una misión de militares estadoxunienses recomienda la creación de grupos armaos illegales pa lluchar escontra la guerrilla,[8] pa lo cual alcuentran sofitu en ganaderos, terratenientes ya empreses tresnacionales. En dalgunos casos denominaronse "masetos" (Muerte a Secuestradores - MAS), "autodefensas" y n'otros "cooperativas de seguridad" (Convivir). Estos contratan al militar y mercenario israelí Yair Klein para entrenar los primeros grupos.

Nun se conoz la cifra total de militantes o simpatizantes de la Unión Patriótica que foron asesinaos, pero cálculos parciales estiman que pudieron ser unos 3,500 y un bon númberu de desapaecidos.[9]

Leonardo Posada representante a la Cámara foi'l primer asesináu en 1986 na ciudá de Barrancabermeja. En xineru del mesmu añu asesinaron al concexal de Pereira Gildardo Castaño Orozco. N'ochobre de 1987 foi asesináu en presencia de la so familia Jaime Pardo Leal, quien había sío candidatu presidencial nes eleiciones de 1986. El 22 de marzu de 1990 foi asesináu'l tamién candidatu presidencial Bernardo Jaramillo Ossa, nel aeropuertu de Bogotá. LLueu del asesinatu de Bernardo Jaramillo, la Unión Patriótica sufre un procesu de quiebre final cuando en marzu de 1990, el so nuevu presidente Diego Montaña Cuéllar ya once dirixentes más, presentan la so renuncia colectiva nuna reunión en Bogotá conocida como'l "X Pleno", cuando fallan nel so intento de separar la UP de la ortodoxia d'izquierda y de condenar irrevocablemente la llucha armada. Tiempu dempués, perdería'l so reconocimientu xurídico pola baxa votación nunes eleiciones xenerales.[10]

Cola escalada de violencia paramilitar escontra de la militancia de la UP, les FARC dexaron a la so suerte al nuevu partíu y los sos voceros públicos reintegraronse a la llucha armada. Por varios años les Farc ficieron un doble xuegu de falar públicamente de paz col gobiernu, cuando en realidad nunca renunciarion a los sos planes de tomar el poder por les armes. La so estratexa consistía en llamar a negociaciones de paz, mientres buscaban estender el so poder armáu no que llamaben "acumulación de fuercies". El detonante definitivu de la ruptura de les conversaciones ente la guerrilla y el gobiernu, foi l'asaltu ordenáu pol presidente César Gaviria al liderato guerrillero asitiáu en Casa Verde nel departamentu del Meta, el 9 d'avientu de 1990.[11]

El senador Manuel Cepeda Vargas foi asesináu en 1994.[12]

Otros asesinatos[editar | editar la fonte]

El vienres 14 d'agostu de 1987, sicarios motorizaos derribaron la puerta de la residencia del Senador Pedro Luis Valencia en Medellín y foi acribilláu. Alejandro Cárdenas-Villa, quien foi alcalde de la UP en Mutatá, pasó llueu a la xerencia de la Corporación de Vivienda y Desarrollo Social de Medellín [CORVIDE], y morrió asesináu a plena lluz del día na Plaza de Ferias de Medellín. Gabriel Jaime Santamaría, siendo presidente de l'Asamblea d'Antioquia, morrió asesináu dientro de la so oficina em La Alpujarra de Medellín, a pesar de les medides de seguridá.

El 18 de mayou de 1988 foi asesináu en Medellín Elkin Martínez, elexíu para posesionase en Remedios, Antioquia. Foi asesináu nuna recepción de hotel mientres tomaba una semeya turística. La so muerte desencadenó el paru del nordeste antioqueño en Segovia y Remedios, paru que duró cerca de tres selmanes.

El político César Pérez García, durante la segunda selmana del paru del nordeste recibió un atentáu nel Alto del Muerto al pasar pol correximientu de La Cruzada, del cual salió ilesou.

Los paramilitares de Puerto Boyacá incursionaron en Segovia el 11 de payares de 1988 al mando d'Alonso J. Vaquero Agudelo meyor conocío como'l "Negro Vladimir" baxo les ordenes de los hermanos Carlos Castaño y Fidel Castaño xefes de les ACCU y Henry Perez comandante de los paramilitares del magdalena medio. Entraron disparando y dexando a 48 muertos incluyendo neños, muyeres ya ancianos. El "Negro Vladimir"’ participó tamién nes masacres de 14 campesinos en Cimitarra, Santander, 19 comerciantes en Puerto Boyacá y 15 funcionarios de la Fiscalía en La Rochela, Santander.[13] Estos fechos conocieronse posteriormente como la Masacre de Segovia, Masacre de La Rochela y la Masacre de Cimitarra.

A Elkin Martínez reemplazó-y Carlos Rojo Uribe quien tamién morrió asesináu n'agostu 1 de 1997 polos alrededores del batallón Bomboná, xunto con siete persones que foron sacaes de les sos cases en Remedios, Antioquia. La única líder política que llogró sobrevivir foi la ex concexal de Bogotá Aída Avella a quien intentaron matar en 1995.

En mayu de 1997 asesinan na via Carepa-Chigorodó a Marceliano Medellin Narvaez y Carmelo Urango Moreno quien foron concexales de Chigorodó pol partíu, l'ataque foi perpetráu por miembros de les Autodefensas Unidas de Córdoba y Urabá dirixíos por alias HH y en coordinación por altos mandos militares de la brigada 17 con cede en Carepa.

La muerte en Puerto Valdivia del concexal de Valdivia, Henry Montenegro, desató un paru nel Baxo Cauca antioqueñu, que duró una selmana hasta que se ficiera presente una comisión del gobiernu. Henry Montenegro perdió l'Alcaldía de Valdivia por 1 (un) votu nes eleiciones de 1988.[ensin referencies]

Octavio Sarmiento Bohorquez ex-dirigxente de la UP de la que foi representante por Arauca foi asesináu pol grupo d'Autodefensas Vencedores de Arauca, el 1 d'ochobre de 2001.

Acusaciones a axentes del Estáu[editar | editar la fonte]

Procesos xudiciales[editar | editar la fonte]

La gran mayoría d'estos homicidios nun cuentan con condenes. En dalgunos casos puntuales condenóse a autores materiales, pero los autores intelectuales siguieron na impunidá. Les víctimes sobrevivientes y los sos familiares han aportáu testimonios y pruebes de la participación de miembros de les fuercies de seguridá del estáu colombiano en varios de los fechos criminales.

Un abogáu defensor de les víctimes de la Unión Patriótica, Eduardo Umaña Mendoza, foi asesináu nos años 90 na so propia oficina de Bogotá.[14]

En 1993 interpusose ante la Comisión Interamericana de Drechos Humanos (CIDH) una demanda escontra l'estáu colombiano pola so responsabilidá y participación nos crímenes escontra la UP.[15] Al aceptar la demanda, la comisión alegó que "los fechos alegaos polos peticionarios esponen una situación que comparte munches característiques col fenómenu del xenocidiu y podríase entender que sí lo constituyen, interpretando esti términi de conformidá col so usu corriente. Sin embargo, la comisión ha llegáu a la conclusión de que los fechos alegaos polos peticionarios nun caracterizan, como cuestión de drecho, qu'esti casu s'axuste a la definición xurídica actual del delitu de xenocidiu consignada nel drechu internacional. Poro, nel análisis de los méritos del casu, la Comisión nun incluirá l'alegación de xenocidiu."[15]

Esta sentencia constituía un triunfo parcial pa'l gobiernu de Colombia, ya que nun reconocía la so responsabilidá na planificación del esterminiu brutal ya sistemáticu d'un grupu opositor con métodos illegales, n'alianza con reconocíos narcotraficantes y delincuentes comunes y la participación encubierta d'altos oficiales y unidaes completes del exércitu, policía y estrados xudiciales.

Nel 2006, la Corporación Reiniciar, la Comisión Colombiana de Juristas y los representantes de les víctimes argumentaron que'l estáu colombiano nun ha llográu impedir las persistentes amenazes, asesinatos y acciones arbitraries escontra de ellos.

El proceso ante la CIDH, una vez aceptada la demanda en 1997, continúa en cursu demsués de qu'un intentu de búsqueda de solución amistosa, aniciáu nel 2000, llegó a la so fin por decisión de la Corporación Reiniciar, la Comisión Colombiana de Juristas y y los representantes de les víctimes. Persiste'l retu de que dalguno de los diferentes gobiernos colombianos puea romper el ciclu d'impunidá qu'hestóricamente ha rodeado a éstos crímenes.

Documental[editar | editar la fonte]

El documental "Memoria de los silenciados: El Baile Rojo" trata sobro los asesinatos de miembros de la Unión Patriótica e incluye les versiones de varios familiares de les víctimes.

Referencas[editar | editar la fonte]

  1. Editorial: Renace la Unión Patriótica El Tiempo, 10 de Julio de 2013
  2. Corporación para la defensa y promoción de los Derechos Humanos
  3. «La Unión Patriótica vuelve a la arena política». Semana (Colombia) (9 de julio de 2013). Consultáu'l 10 de julio de 2013.
  4. Tablas de elecciones presidenciales
  5. Political murder & reform in Colombia. The violence continues. Human Rights Watch. New York-USA, 1992.
  6. Political Violence in Colombia. Myth and Reality. Amnesty International. New York-USA, 1994.
  7. El terrorismo de estado en Colombia. Ediciones NCOS. Bruselas-Bélgica, 1992.
  8. Colombia's Killer Networks.The Military-Paramilitary Partnership and the United States. Human Rights Watch. New York-USA,1996.
  9. Tras los pasos perdidos de la guerra sucia. Paramilitarismo y operaciones encubiertas en Colombia. Ediciones NCOS. Bruselas-Bélgica, 1995.
  10. Bernardo Jaramillo Ossa. Es un soplo la vida. Napoleón Vanegas. Ediciones Foro Nacional por Colombia. Bogotá, 1991.
  11. Colombia Update Bulletin. Colombia Human Rights Committee. Washington DC, January -1991.
  12. Sentencia sobre el asesinato del Senador Manuel Cepeda Vargas. Consultado el 27 de mayo de 2008
  13. «La realidad sitiada: informe final de la Acción Humanitaria al nordeste antioqueño (24-29 de febrero de 2004)».
  14. http://www.amnesty.org/en/library/asset/AMR23/023/1998/en/7821382a-dabd-11dd-80bc-797022e51902/amr230231998fr.pdf
  15. 15.0 15.1 INFORME Nº 5/97 - CASO 11.227 (Sobre Admisibilidad) COLOMBIA 12 de marzo de 1997

Walking Ghosts (Murder and Guerrilla Politics in Colombia). Steven Dudley. Routledge. 253 páginas. New York, 2004'

More Terrible than Death (Violence, drugs, and America’s war in Colombia). Robin Kirk. PublicAffairs. 321 páginas. New York, 2004.

Enllaces esternos[editar | editar la fonte]